Relación entre Padres e hijos adolescentes

Los enfrentamientos crónicos entre los padres y los hijos adolescentes son una etapa “casi normal” durante un periodo de la convivencia. Ante esta situación es ideal preservar determinados aspectos de la relación para que una vez superado el momento todo vuelva a ser como era antes.

Los padres frecuentemente se preocupan o confunden por los cambios en sus hijos adolescentes. Cada joven es un individuo, con una personalidad única y con intereses propios, sus propios gustos y disgustos.

Sin embargo, hay numerosos factores comunes en el desarrollo que todos confrontan durante los años de la adolescencia. Las emociones y el comportamiento normales del adolescente en los años de la escuela intermedia y de los primeros de la secundaria se identifican en la lucha con su sentido de identidad, en que se siente extraño o abochornado consigo mismo o con su cuerpo.

También se nota en que generalmente, se enfoca en sí mismo, alternando entre altas expectativas y un pobre concepto propio, lo influencian los amigos en su modo de vestir e intereses, su humor es cambiante, mejora su habilidad del uso del lenguaje y su forma de expresarse.

Muchas veces tiene menos demostraciones de afecto hacia los padres; ocasionalmente el adolescente se pone grosero, se queja de que los padres interfieren con su independencia, y tiene la tendencia a regresar al comportamiento infantil, particularmente cuando está bajo mucho estrés.

El joven en este periodo, también tiene un interés mayormente del presente, y pensamientos limitados acerca del futuro, se expanden y aumentan en importancia los intereses intelectuales.

En el aspecto sexual muestran timidez, sonrojo y modestia, muestran mayor interés en el sexo opuesto y movimiento hacia la heterosexualidad con miedos de la homosexualidad, se preocupan por su atractivo físico y sexual con relación a otros, y viven frecuentes cambios de relaciones, y preocupación por si es normal o no.

En el aspecto que se refiere a la moralidad y los valores, pone a prueba las reglas y los límites, aumenta la capacidad para pensar en manera abstracta, desarrollan los ideales y se seleccionan modelos de comportamiento, presentan mayor evidencia consistente de tener conciencia, y experimentan con el sexo y las drogas (alcohol, cigarrillos y marihuana).

Los adolescentes varían muy poco con relación a lo anteriormente descrito, pero las emociones y el comportamiento descritos antes son, en general, considerados normales para cada fase de la adolescencia.

La Biblia y la Adolescencia

Eclesiastés 11:9 Alégrate, joven, en tu adolescencia, y tenga placer tu corazón en los días de tu juventud. Anda según los caminos de tu corazón y según la vista de tus ojos, pero ten presente que por todas estas cosas Dios te traerá a juicio. 10 Quita, pues, de tu corazón la ansiedad, y aleja de tu cuerpo el mal; porque la adolescencia y la juventud son vanidad.

Eclesiastés 12:1 Acuérdate de tu Creador en los días de tu juventud: antes que vengan los días malos, y lleguen los años de los cuales digas: “No tengo en ellos contentamiento”;

Proverbios 3:1 Hijo mío, no te olvides de mi instrucción, y guarde tu corazón mis mandamientos; 2 porque abundancia de días y años de vida y bienestar te aumentarán. 3 No se aparten de ti la misericordia y la verdad; átalas a tu cuello. Escríbelas en las tablas de tu corazón, 4 y hallarás gracia y buena opinión ante los ojos de Dios y de los hombres. 5 Confía en Jehová con todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia inteligencia. 6 Reconócelo en todos tus caminos, y él enderezará tus sendas.

Proverbios 1:7 El temor de Jehová es el principio del conocimiento; los insensatos desprecian la sabiduría y la disciplina. Advertencia contra la codicia 8 Escucha, hijo mío, la disciplina de tu padre, y no abandones la instrucción de tu madre; 9 porque diadema de gracia serán a tu cabeza y collares a tu cuello. 10 Hijo mío, si los pecadores te quisieran persuadir, no lo consientas. 11 Si te dicen: “Ven con nosotros; estemos al acecho para derramar sangre y embosquemos sin motivo a los inocentes;

Proverbios 4:1 Oíd, hijos, la enseñanza de un padre; estad atentos para adquirir entendimiento. 2 No abandonéis mi instrucción, porque yo os doy buena enseñanza. 3 Pues yo también fui hijo de mi padre, tierno y singular delante de mi madre. 4 Y él me enseñaba y me decía: “Retenga tu corazón mis palabras; guarda mis mandamientos y vivirás.” 14 No entres en el sendero de los impíos, ni pongas tu pie en el camino de los malos. 15 Evítalo; no pases por él. Apártate de él; pasa de largo.

Proverbios 6:20 Guarda, hijo mío, el mandamiento de tu padre, y no abandones la instrucción de tu madre. 21 Atalos siempre a tu corazón, y enlázalos en tu cuello. 22 Te guiarán cuando camines; te guardarán cuando te acuestes, y hablarán contigo cuando te despiertes. 23 Porque el mandamiento es antorcha, y la instrucción es luz. Y las reprensiones de la disciplina son camino de vida. 24 Te guardarán de la mala mujer, de la suavidad de lengua de la extraña.

Proverbios 13:18 Pobreza y vergüenza tendrá el que desprecia la disciplina, pero el que acepta la reprensión logrará honra.

Proverbios 15:31 El oído que atiende a la reprensión de la vida vivirá entre los sabios. 32 El que tiene en poco la disciplina menosprecia su vida, pero el que acepta la reprensión adquiere entendimiento.

1 Corintios 15:58 Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, abundando siempre en la obra del Señor, sabiendo que vuestro arduo trabajo en el Señor no es en vano.

Efesios 6:10> Por lo demás, fortaleceos en el Señor y en el poder de su fuerza. 11 Vestíos de toda la armadura de Dios, para que podáis hacer frente a las intrigas del diablo;

Génesis 39:6 La mujer de Potifar calumnia a José era de bella presencia y de hermoso semblante. 7 Y sucedió después de estas cosas, que la mujer de su señor puso sus ojos en José y le dijo: _Acuéstate conmigo. 8 El rehusó y dijo a la mujer de su señor: _He aquí que mi señor, teniéndome a mí, no se preocupa de nada de cuanto hay en la casa. Ha puesto en mis manos todo cuanto tiene. 9 No hay otro superior a mí en esta casa; y ninguna cosa se ha reservado, sino a ti, porque eres su mujer. ¿Cómo, pues, haría yo esta gran maldad y pecaría contra Dios?

Daniel 1:8 Pero Daniel se propuso en su corazón no contaminarse con la ración de la comida del rey ni con el vino que éste bebía. Pidió, por tanto, al jefe de los funcionarios que no fuera obligado a contaminarse. 9 Dios concedió a Daniel que se ganara el afecto y la buena voluntad del jefe de los funcionarios,

Daniel 3:16 Sadrac, Mesac y Abed_nego respondieron y dijeron al rey: _Oh Nabucodonosor, no necesitamos nosotros responderte sobre esto. 17 Si es así, nuestro Dios, a quien rendimos culto, puede librarnos del horno de fuego ardiendo; y de tu mano, oh rey, nos librará. 18 Y si no, que sea de tu conocimiento, oh rey, que no hemos de rendir culto a tu dios ni tampoco hemos de dar homenaje a la estatua que has levantado.

Éxodo 20:12 “Honra a tu padre y a tu madre, para que tus días se prolonguen sobre la tierra que Jehová tu Dios te da.

Efesios 6:1 Hijos, obedeced en el Señor a vuestros padres, porque esto es justo. 2 Honra a tu padre y a tu madre (que es el primer mandamiento con promesa) 3 para que te vaya bien y vivas largo tiempo sobre la tierra.

2 Timoteo 2:22 Huye, pues, de las pasiones juveniles y sigue la justicia, la fe, el amor y la paz con los que de corazón puro invocan al Señor.

Escrito por: Osvaldo Maccio

Fuente: Momento de Decisión

About these ads

6 respuestas a Relación entre Padres e hijos adolescentes

  1. Ricardo dice:

    Yo he decidido no matar a nadie, no porque hay una regla que dice “no mataras,” sino porque despues de meditar en mi objetivo de amar a Dios y amar al projimo, he descubierto que matar a otro no calza con mi objetivo.

    En nuestras iglesias protestantes no le damos campo a nuestros adolescentes a que hagan ese tipo de analisis.

    Por eso somos demasiados los que mucho despues de nuestra adolescencia, a los veinte, o inclusive a los treinta, nos despertamos un dia y descubrimos que estamos viviendo una vida que no es la nuestra. Es lo que nuestros padres quieren, o lo que nuestra iglesia quiere, o lo que creemos que Jesus quiere, pero nunca tuvimos la oportunidad de internalizar esas decisiones.

    Tenemos que darle campo a nuestros adolescentes a que tiren por la borda todas las reglas externas, para empezar el proceso de escoger, con la ayuda de Dios, cuales reglas internalizar.

    Si no, terminaremos con un monton de reglas externas que no tenemos ninguna base para defender. Como tantas reglas ridiculas dentro de la iglesia sobre como vestir, que cantar, que lenguaje usar, con quien andar, todo para tratar de controlar externamente algo que debiera venir del corazon de cada uno, en su reelacion con Dios.

    Que Dios te siga bendiciendo

    • Ricardo, el cristianismo es un modo de vida, allá en Hch. 11 los discípulos de Cristo fueron llamados como tales porque veían en ellos “pequeños cristos”. Vieron la vida de ellos y la relacionaron con quien decían seguir. Por eso creo que el cristianismo debe estar basado en principios, principios emanados de la Escritura, no en reglas. Las reglas son el criterio de un individuo sobre lo que es el cristianismo, y eso nos aleja de la gracia de Dios.

      El cristianismo basado en principios bíblicos formará convicciones bíblicas en el creyente, y éste deberá vivir de acuerdo a ellas. ¡Claro, esto nos deja un portillo abierto!, y muchos lo quieren cerrar con las reglas, pero no es la solución.

      La gracia de Dios nos ha librado de las reglas, pero tampoco es una razón para el libertinaje, es parte de lo que Pablo nos dice en Romanos.

      Con respecto al tema de los adolescentes, enseñarles reglas no es la solución, dado que cuando tengan la primera oportunidad para revelarse, lo harán; lo sabio, a mi entender, es transmitirles el temor de Dios, y que ellos forjen sus convicciones sobre la base de principios bíblicos.

  2. LIGIA ALVARADO dice:

    Queridos Hermanos damos gracias A DIOS por sus vidas y el aporte de su saber.

    Gracias por compartie de estos puntos importates para la formacion de nuestros adolecentes …..EL BUEN DIOS LES BENDIGA

  3. AOI ROKUSHO dice:

    esta bien pro la carita felíz de asta habajo aunq esto no biene al caso lo q si biene es q todo esto me ayudo en mi tarea y dice cosas ciertas.

  4. yesenia dice:

    es un buen mensaje no solo para los chicos sino para la gente en general………que Dios los siga bendiciendo..

  5. NELLY dice:

    BIEN, TENGO 36 AÑOS Y SIEMPRE QUIERO AYUDAR A LOS JOVENES, DESDE LA INQUIETUD QUE TENGO DESDE EL TRATO QUE E PODIDO VER, QUE TIENEN LOS ADULTOS HACIA LOS ADOLSCENTES, LAS ACTITUDES DE LOS ADULTOS ME DAN A ENTENDER QUE ELLOS NUNCA FUERON JOVENES, O BIEN ACTUAN EN FORMA DE VENGANZA, “A MI HICIERON ESTO ASI QUE YO VOY A HACER ESTO OTRO CON MIS HIJOS” , NO SE ENTIENDE ACTUALMENTE QUE ES LO QUE REALMENTE QUIEREN CONSEGUIR, PERO LO QUE SI TENGO EN CLARO ES QUE LOS NIÑOS, ADOLSCENTES Y JOVENES CAMINAN CADA VEZ MAS SOLOS, Y LOS ADULTOS ESPERAN QUE ELLOS RESPONDAN CON RESPONSABILIDAD AÚN EN LAS IGLESIAS. Y YO CREO QUE NUESTROS JOVENES PELEAN A CADA SEGUNDO CON LAS COSAS QUE LES OFRECE ESTE MUNDO Y LOS PEDIDOS DE LOS PADRES. Y ALGO MAS VEO COMO LOS PADRES SIN DARSE CUENTA EMPUJAN ASUS HIJOS A RESPONDER A ESTE MUNDO CON ACEP
    TACIÓN…

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 742 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: